El pobre hecho de ser solo una obra observable no es suficiente y no aporta.

Hace ya buenas cantidad de años que no existen por parte del Estado concursos de arte dedicados a los usuarios reales, al ciudadano o a una cierta comunidad, como los niños de una plaza. Las obras están siendo planteadas como elementos fantasmales, verdaderos ovnis insípidos con la gente y se alejan cada vez más de su misión democrática en un espacio común para todos.


¿De qué sirve un objeto puesto en una carretera donde solo giras el cuello 3 segundos y ves una obra a 120 Km/h?


¿De qué sirve una obra en un horrible sitio eriazo concesionado, lejos de donde está la urbe, el humano en densidad y su entorno inmediato donde realiza sus actos cotidianos?


¿De qué sirve una obra docta y de impecable "toyo" plástico si el grueso de la población no la entiende, no es bella y masivamente la rechazará?


Como seguidor y participante activo de los concursos de arte público de este país, me he puesto a pensar que falta urgente una nueva institución de arte público que realmente haga bien el trabajo. A la actual CNA no le interesa innovar, ni menos ser democrática, y mucho menos le interesa la población en su opinión.


Podría ser una nueva institución público-privada, o mejor aún solamente privada y más de una. Y no solo que sea 100% transparente y realice bien los concursos, si no que reúnan interesantes fondos (ley Valdés entre otros y un presupuesto estable del estado), sin intereses político-económicos, para que el arte vuelva a donde vive el ser humano, a la comunidad, a las urbes, a las plazas, al pueblo. Y obviamente dando real trabajo a decenas de artistas al año y no grandes cifras a pocos.


La barbarie impuesta, un caso de varios

Es importante recordar ciertas barbaridades del MOP, y para no ir más lejos, pues hay varias, tomaremos el caso de la obra seleccionada para el concurso "Intervención de arte Homenaje a la Historia del Salitre en Alternativas de Acceso a Iquique” Concurso del año 2016 que recaudo de la concesionaria $520.000.000 (20.000 UF) para organizarse y ejecutarse de la mejor forma. Bases



Fijense en los elementos de cómo se hizo el arte público desde el Estado


1) Un pobre sitio eriazo desértico entre dos vías de alta velocidad, donde por bases se estableció que los automovilistas no pueden detenerse en la obra de arte. PLOP!

Ya me imagino la cantidad de recursos y reuniones para haber determinado que este lugar es el más humano del área concesionada. Los recursos no pueden ir a donde vive la gente en masa, fuera de la aburrida línea de concesión. Siendo que es esa la gente, o ciudades, que pagan los altos peajes de estos grupos económicos que se ganan las licitaciones viales.


2) Se observa unas bases que recalcaron poner énfasis en "Rescatar la Memoria" y el homenaje a la historia del salitre, pamplinas !!! . Sin embargo las bases hablaban más de la autopista, del clima, de la fauna, geomorfología, el recurso hídrico, la flora, la minería actual, la agricultura, el turismo, y otras cosas irrelevantes copiadas tal cual de wikipedia, con cero aporte a la potente memoria del Salitre que se necesitaba fundamentar.


3) Cero participación ciudadana de la comunidad viva local que fué parte de esa historia. Existiendo en el lugar potentes grupos, los pampinos, que si rescatan el patrimonio y la memoria. Otra vez un jurado político, no representativo, o bien doctos invitados desde Santiago. Recuerdo recientemente que gracias al movimiento social las encuestas ciudadanas si son posibles y determinantes en la política pública, el pueblo tiene el poder.


4) Obstinación en dar el premio mayor a un solo ganador, quién se llevó la suma de 440.000.000 de pesos (85%) para que administre la ejecución sin rendir los fondos. En el mundo de la construcción, siempre se establece un margen, es un acto honesto, en estos concursos no se rinden los gastos, solo el avance de obra. El ganador margina lo que quiere, por eso es bueno adjudicarse una obra.


5) Jura de concurso a puertas cerradas, sin streaming, sin una exposición de las obras antes de la jura, sin fiscalización y sin que nadie vea los proyectos entregados, ni la comunidad previamente a la jura en una plaza pública (para que voten por el favorito y tenga peso su voto), ni tampoco los ven o acceden los participantes del concurso que gastaron cientos de horas y dinero en crear sus propuestas y competir para ganarse esta licitación honestamente. Si tu pides acceder a los proyectos participantes post-concurso te niegan tal información.


6) y este es el más importante de todos los puntos, la comunidad a la cual no se le consideró en el proceso, nunca se le brindó una ceremonia de inauguración pública y terminó "funando" la obra. Gente que se molesto por que se lucra con su historia y se mal gastan los fondos, que podrían alimentar a varias familias, en obras no representativas. Ver Nota


Lo que la gente no sabe, pues no participan y no les informan

La fundamentación del proyecto señala que este muro es un gesto que divide el territorio y hace referencia a los conceptos de historia y contrahistoria. La historia como relato que segrega dejando a la luz una parte y a la sombra otra, y la contrahistoria que transita por la vía opuesta. En este caso, la historia del progreso bienestar y desarrollo asociado al salitre y la historia que se identifica con la pobreza, la injusticia social y sufrimiento de sus trabajadores. Esta historia produce una fisura en la noción hegemónica del poder y es precisamente lo que quiere dejar en evidencia este proyecto, un contramonumento a la historia del salitre.   

Esta propuesta plantea también la inserción de un elemento exógeno que materialmente se instala para significar el territorio, como noción inversa a lo vernáculo. Esto último tiene relación con las construcciones tanto de las oficinas salitreras como de la misma ciudad de Iquique, donde la madera aparece como material principal. Fuente MOP, obra de Carlos Costa



El sitio eriazo es lo que hay, agradezcan

Publicidad del MOP para sus sitios eriazos

La cantidad de dinero que se ha gastado en obras de arte público ubicadas en sitios eriazos y retazos de las frías carreteras concesionadas es impresionante. Un catastro de estas obras actuales y sus estados de abandono los dejaría realmente perplejos.


Habiendo en pocos casos aciertos del sitio con una comunidad, tenemos una institución del Estado que actúa solo cuando aparece una nueva concesión de infraestructura vital para el país (privatizada obviamente) y salta en una pata porque se mueven de sus aburridos asientos burocráticos y crean un concurso. Deben saber que es el Ministerio de Obras Públicas quien exige a sus concesionarios  que aporten un monto equivalente a un pobre 0,5% de la inversión (con un tope de UF 20.000) para la instalación de obras de arte público asociadas a ello en sus recintos.


El ítem arte público de las concesiones es un ítem insignificante y poco deseado en una planilla excell financiera, es solamente un gasto sin sentido, les quita plata (0,5%) , y con ese pobre origen se trata de legalizar el ART PLOP administrado por el Estado, pero con dineros privados.


Esta misma institución salta en una pata con las efemérides, les llega pega rápida, Ufff es el Presidente quien lo pide, pero deben ocupar la dedocracia en concursos privados, esta vez con fondos públicos, donde la lista no supera los 10 nombres, así lo vimos con los cuestionados concursos COP25 y Magallanes recientemente adjudicando obras e invitaciones a un grupo muy pequeño y marginando a todo el resto del talento nacional, ver artículo.


En el 2017 Alberto Undurraga, ministro de obras públicas, comentó para el aniversario de la CNA que “las instalaciones de arte público multiplican el aporte de las obras de infraestructura a la calidad de vida de los chilenos, pues posibilitan el acceso democrático al arte y hacen trascender a los espacios donde se sitúan. Por esto, durante esta administración tenemos la satisfacción de haber ejecutado una inversión de 2 mil millones de pesos en trabajos artísticos, un 143% más que en el período anterior, lo cual sin duda contribuye al desarrollo de las artes plásticas”. Leo esto y me dan ganas de reir.


La pregunta que surge es si son las cifras las que importa a esta institución? o es el verdadero reconocimiento de la comunidad frente a una obra de arte público bien ubicada, bien lograda y bien aceptada?



Más allá que los Moais, una simple mano


Siempre trato de buscar obras escultóricas positivas en la memoria colectiva del chileno, y creo que hasta la fecha y más allá de los Moais, que se roban toda la película, he encontrado solo una. Si saben de otra me avisan.


La «Mano del Desierto», de Mario Irarrázabal, fue financiada por la Corporación Pro Antofagasta e inaugurada en marzo de 1992. Está ubicada a 75 kilómetros al sur de la ciudad de Antofagasta y a 350 metros de la Ruta 5 Norte.


¿Qué ofrece una mano en el desierto?


Primero que nada un lenguaje abierto para todo el ser humano, una simple mano.

Luego, un lenguaje subliminal, más complejo, pero no tanto, dado por su tamaño, forma y su ubicación. Y debemos agregar que la temática de "lo humano" es muy relevante para el artista. Se dice que esta obra es un homenaje a los detenidos desaparecidos. Lo averiguaré.


A esto hay que agregarle su hermosa posibilidad de salirse con seguridad de la carretera, tiene señalética apropiada, y puedes si quieres disfrutar más tu viaje ir a acampar al lado de la obra. Este acto precisamente, su misión de acercarse al humano, la ha llevado a ser un ícono del turismo regional e incluso internacional.


Finalmente su belleza como gesto plástico y su acertada materialidad, el hormigón, le brinda a la obra un soporte óptimo para que se expresen los infaltables grafiteros que tenemos como parte de nuestra cultura local, quienes necesitan escribir "yo estuve aquí". Incluso el mismo Mario señala que tal hecho grafitero es un orgullo y no le molesta.


La materialidad a la vez permite una correcta mantención y durabilidad en el tiempo, mantención que la misma Corporación que la encargó realiza para que nuevos visitantes escriban, o para educarlos celebrando cada mantención que hace, en un ciclo que ya hace de la obra un cuerpo activo de la comunidad como soporte de expresión y dicha colectiva. En este caso, al igual que el moai, la obra trascendió.


Entonces, ¿por qué una obra genera divisiones y otra genera orgullo y aceptación?


Les dejo la interrogante planteada para otro artículo y espero que pronto surjan nuevas instituciones privadas, con una mirada a un arte público totalmente cercano a la comunidad, pero también creo que llego el momento, en especial en torno a la crisis país, de cortarle la chacota a las instituciones estatales que están manejando el arte público como un número, con dedocracia, lejano a la comunidad y como un Estado ornamentador y no educador en torno al arte público.


Despierta Artista !!! Hay que crear pronto algo mejor.



#Chile #arte #público #concursos #estado #votopopular #democracia

PROYECTO

idea logo 2018.jpg
logo.png

MEDIOS DE PAGO

AUTENTICIDAD

COMO PAGAR

COMO LLEGAR

CONSULTAS

VIÑA DEL MAR

Aceptamos todas las tarjetas, Redcompra y Servipag

Estacionamiento, metro cerca, colectivos

  • YouTube
  • Icono social Instagram
  • Facebook icono social

©2018 by CasaSuau. Todos los derechos reservados. Proyecto CasaSuau Gallery